Perdida

Perdida

  • Sunflower300
    Participante
    Rango:
    Offline
    Registro: 5 mayo 2020
    Temas: 1
    Respuestas: 1

    Hola, soy una chica de 18 años que nunca pensó que pasaría por algo así. Quiero contaros mi historia y a ver que pensáis:

    La verdad es que yo he sido siempre una chica muy insegura, desde muy pequeña me ha importado demasiado que los demás me quieran y me acepten y me ha condicionado durante toda mi adolescencia. Empecé a ir a una psicóloga por esto.

    Comencé bachiller en un colegio nuevo. La verdad es que no lo pasé muy bien, me condicionó demasiado ser aceptada e integrada en ese colegio y lo pasaba muy mal por la gente. Me analizaba constantemente por las cosas que decía y por como era para ser más segura de mi misma ante los demás, ya que lo pasaba mal. Fue un curso muy estresante e iba con mucha ansiedad al colegio. Por un cúmulo de todo noté que estallé y fue cuando empezaron un tipo de pensamientos. Pensamientos acerca si era lesbiana. Esto empezó justo hace un año, en mayo del año pasado. Empezaron a raíz de ir a un concierto en el que vi a dos lesbianas, la cual una me tiró los tejos y sentí mucho rechazo. Pasaron los días y sin sentido alguno me vino la pregunta constante a mi cabeza ¿y si en realidad eres lesbiana y no lo sabias? La ansiedad que me generó fue grande pues yo siempre me había enamorado de chicos. A medida que pasaba el tiempo cada vez tenía más pensamientos relacionados con eso y yo intentaba convencerme a mi misma de que no lo era razonando. Ahora se lo que era (un toc homosexual) pero en su momento no sabía que me estaba pasando. En el colegio ya me daba vergüenza mirar a las profesoras y hablar con ellas, y menos delante del chico que siempre me había gustado desde que entré a ese colegio (porque me daba miedo que se pensara que era lesbiana). En verano fue a peor, me levantaba por las mañanas comiéndome la cabeza y analizándolo todo. La relación con mis amigas ya empezaba a cambiar, ya no podía mantener el mismo contacto de siempre con ellas tanto físico como emocional. Me daba miedo mirarlas, lo pasaba mal en un grupo por si “me iban a descubrir”, me empezaba a cohibir en todo lo que yo había sido. Intentaba demostrar que era hetero y cada vez vestía más femenina, no podía estar al lado de una mujer en el bus, me probaba viendo fotos para ver si me gustaba o no, etc. Hizo que me cohibiera en las relaciones con chicas totalmente, e intentara tapar cualquier afecto o sentimiento con ellas. Parte del miedo era que la gente lo viese, no podía estar con mis primas ni con una niña pequeña porque a lo mejor se pensaban que me gustaba y me pasaba hasta con la novia de mi padre. Todo ello me hacía decirme: si que te gustan acéptalo ya. Hubo un momento que si que lo empecé como a aceptar, pero los pensamientos no pararon obviamente. Al tiempo empecé segundo de bachiller, sabiendo lo que se me venía encima.

    A la par que me vinieron estos pensamientos empecé a desarrollar también un malestar y como miedo a estar en sitios públicos o en situaciones donde me mirara la gente. No podía tener en frente a un grupo de personas ya que tenía la necesidad de mirar y estar alerta todo el rato, incomoda en todo momento. En frente de alguien en el tren, en el bus, en clase, comiendo en un restaurante. (Ahora es en todo momento). Y siempre evito mirar, como si me generara miedo. Me pasa factura la mirada.

    En definitiva, lo paso mal en situaciones con gente y hace que me quiera ir. Esto me pasó a raíz del toc.

    Al final todo esto comenzó a pasarme factura, el pensamiento repetitivo, la ansiedad que me causaba determinadas situaciones, hacían que analizara todo y me forzara por sentir e intentar auto convencerme de que me gustaban los chicos. Como parte de comprobación y compulsión. Hizo que cada vez estuviera más perdida en todo, los estudios me estaban empezando a costar muchísimo y cada vez peor y peor.

    Ya me empecé a sentir muy perdida en todo. El análisis constante de todo lo que pensaba, de todo lo que quería sentir o no sentir, hizo que ya no tuviera ni idea de nada de mi.

    Ya en diciembre comencé a sentir que no era yo, que se estaban perdiendo los sentimientos reales y los pensamientos sanos, la voluntad de hacer las cosas, las ganas y los propósitos que siempre me habían llenado como persona. Ya no tenía control sobre mi cabeza y me daba miedo engancharme a cualquier otra cosa que se me pasara por la mente.

    He perdido lo que era, todo lo que formaba mi identidad. Y ya no tenía una idea clara de quien era.

    La psicóloga a la que iba no sabía sobre obsesiones y pues no mejoraba con ella. Con estos dos últimos meses, sintiendo que cada vez iba a peor, desesperada busqué una especializada. También por el hecho de que me han venido pensamientos nuevos, sobre si me puedan llegar a gustar y excitar los niños y sobre poder disfrutar del daño ajeno y la muerte.

    El caso es que ahora me encuentro en una situación en la que me siento una persona completamente diferente, una persona que ya no necesita la atención y el afecto de los demás (como si no tuviera sentimientos), que se tiene que forzar para sentir y para llorar (no me sale) por consecuencia de que su yo está completamente apagado. Todo lo que hago lo siento como si ya no fuera yo, y es ahora una nueva lucha en mi cabeza. Por consecuencia del toc.

    Sin embargo la realidad es que he cambiado, nunca he sido como soy ahora y la otra realidad es que no es que haya evolucionado en mi o algo así, o porque haya crecido. Es una consecuencia.

    Pero me da miedo que se haya convertido en una obsesión nueva, porque me mantiene ya distraída del otro toc y solo lo paso mal con esto. La ansiedad de los pensamientos de lesbiana es menor, es como si ya los tuviese integrados en mi conducta mental, al igual que ese miedo de la gente. Y no fuera consciente de ellos.

    Me siento como si viviera en una mentira, que cada vez te pierdes más y a su vez a la gente. Porque la realidad es que no están esos sentimientos que hacen que reclame lo que reclamaba antes de la gente, o que hacen que me importen las cosas, también que sienta dolor o mi inseguridad de siempre. Todo eso está ausente y cada vez me convierto en alguien que no quiero ser.

    En mi cabeza ahora mismo es como si solo hubiese un bucle sin salida en el que cada vez te hundes mas y fuera estuviese todo lo que formaba tu yo de siempre. Y todo en tu vida girase en torno a la obsesión.

    He llegado a un punto en el que cada cosa que hago intento hacerla a raíz de como yo era. Me niego a aceptar quien soy ahora e intento volver a ser yo pero es imposible.

    No se si será la nueva obsesión, pero la pura realidad es que ya no soy la misma. Y se ve en miles de cosas que no puedo hacer o sentir por estar “atrapada”. A diferencia de como lo hacía antes.

    No se si intentar hacer cosas que yo hacía, o que me venga el pensamiento de “esto tú no lo hacías” y “así no eres tu”, es dañino. Pero quizá es lo único que me mantiene para saber que esto no es real, que ser así no es normal y me mantiene algo relajada.

    La gente a mi alrededor se ha dado cuenta y se preguntan donde esta la de antes.

    Me echo mucho de menos, ahora es cuando te valoras por como eras y piensas que a pesar de todo tenías muchas cosas buenas y por lo menos todo era de verdad.

    Ahora vivo como con una máscara.

    Es una cárcel mental, es lo que se genera con todo esto, en la que dejas de ser quien eres y de vivir, y te quita de funcionar correctamente. Como si vivieras en un sueño, sin tener ni conciencia de la vida que te pasa.  Apagada.

    No se si me he obsesionado con esto, creéis que podría ser un toc de identidad o algo así? Pero tengo algo que me dice que no, que es una consecuencia de todo el análisis que me ha generado el toc y que ya hasta me hace  dudar de que sea así. Quiero que me deis vuestra opinión por favor. Espero que me hayáis entendido y que si alguien le pasa lo mismo que me lo diga. Soy nueva en este foro y quería contar mi caso porque siento que esto está acabando conmigo.

    0
    Leo Vitali
    SuperAdmin
    Rango:
    Offline
    Registro: 24 agosto 2012
    Temas: 453
    Respuestas: 3864

    Es curioso porque al copiar y pegar desde el Word, te habrás dado cuenta que el mensaje salía con unos códigos en cada línea.

    Voy a ver si puedo arreglarlo porque me he dado cuenta que le pasa a mucha gente que copia y pega del word.

    Es un error capital lanzar teorías antes de poseer datos. Por naturaleza uno comienza a alterar los hechos para encajarlos en las teorías, en lugar encajar las teorías con los hechos. Sir Arthur Conan Doyle

    1+
    Sunflower300
    Participante
    Rango:
    Offline
    Registro: 5 mayo 2020
    Temas: 1
    Respuestas: 1

    Muchas gracias!

    0
    Tocpurísimo
    Participante
    Rango:
    Offline
    Registro: 11 mayo 2020
    Temas: 2
    Respuestas: 17

    Tu testimonio es sin duda muy duro y, a la vez, muy sincero.

    Te entiendo perfectamente. Con tu edad yo sufrí alucinaciones y creía que me excitaban los niños. Además, como hombre, ciertas reacciones corporales involuntarias aún ahondaban más en el dolor, dándole combustible al TOC.

    Cuando comentas de que ya no sientes que necesites el afecto y atención de los demás… Creo que, irónicamente, es lo que podrías necesitar. Como mínimo, a mi el TOC me empeoró titánicamente cuando no recibí ni por parte de amigos, o chicas etc esta atención. Irónicamente, si un niño me mostraba ternura y afecto las alucinaciones se hacían más fuertes, provocando que tuviera que encerrarme en casa por miedo de salir y ver algún niño. Igual con los animales y miembros de la familia.

    Conozco la máscara y prisión mental. La he vivido como tú. Pero te diré una cosa, ¿sabes cuando conseguí estar rodeado de gente que me quiere? Cuando rompí esa máscara y destroce, aunque fuera durante un tiempo, esos barrotes emocionales que tanto duelen.

    No estás sola en esto.

    Si quieres, podemos seguir hablando por aquí o por privado. Te ayudaré en todo lo que pueda.

    Un fuerte abrazo.

     

    Guillem

    0
    Ritzasu
    Participante
    Rango:
    Offline
    Registro: 9 mayo 2020
    Temas: 1
    Respuestas: 23

    Hola sunflower, acabo de leer tu caso por primera vez y he analizado varias cosas.

    He apreciado que sufres un síntoma muy típico en personas con toc que es el de la despersonalización, sucede cuando el paciente de toc se sumerge en la irrealidad de la obsesión y deja de diferenciar entre realidad y irrealidad y se ve incapacitada, no entiende nada, cree que tiene que aprender a convivir con esta irrealidad.

    El mensaje que quiero trasmitirte es que ese síntoma desaparece. Yo sufrí despersonalización por un tiempo y con trabajo y esfuerzo se desvanece ese estado de irrealidad, el problema es que esto no se consigue de la noche a la mañana, si no poco a poco con paciencia y adaptándose irás recuperando sensaciones de tu realidad hasta volver a ella.

    Con esta información te blindó alivió y ánimo para trabajar en ello, ahora eso sí, no busques información sobre el síntoma, si es real, si es falso, testimonios de gente afectada con el síntoma, porque eso es compulsionar y agravar el problema.

    Ya te dicho lo que necesitabas saber sobre esa sensación, ahora trabaja con ella, exponete y importante que no compulsiones y volverás a la realidad poco a poco.

    Por otro lado he leído que tus obsesiones han mutado y han surgido nuevas. Trabajando con las principales verás que las nuevas también se desvanecen debido a que comprenderás la irracionalidad de las principales lo que debilitara las nuevas surgidas.

    Ánimo y trabaja por tu felicidad!

    Un saludo.

    0
Viendo 5 entradas - de la 1 a la 5 (de un total de 5)

Debes estar registrado para responder a este debate.